Bomberos australianos festéjan por lluvia

 Un grupo de bomberos australianos festejan mientras llueve en una zona forestal afectada por el fuego.

La lluvia en Australia, lo que trajo fue la sensación de alivio entre sus habitantes. Alrededor de 2300 bomberos en el estado de Nueva Gales del Sur aprovecharon las nuevas condiciones climatológicas para consolidar las líneas de contención de los incendios activos, que son más de 110 aproximadamente.

Los últimos incendios en Australia comenzarón en septiembre de 2019 y desde entonces han provocado la quema de más de seis millones de hectáreas. Una de las peores temporadas de incendios forestales en ese país.

Deja un comentario