Gobernador de Veracruz, de anfitrión a espectador


Grisel López Pereznegrón @grispereznegron.


CIUDAD de México, 11 de agosto de 2026.- Luego de que el pasado martes, durante la entrevista realizada por el periodista Ciro Gómez Leyva, el gobernador de Veracruz, Javier Duarte aseguró que no se sentía abandonado por el presidente Enrique Peña Nieto ni por su partido, destacando la buena comunicación con él y con su equipo de colaboradores, hoy las cosas fueron muy diferentes.

Este medio día, Peña Nieto, realizó una gira por el estado de Veracruz.

A su llegada al Municipio de Alvarado, donde encabezó la ceremonia de graduación de la generación 2011-2016 de la Heroica Escuela Naval Militar, el presidente fue recibido por el gobernador de la entidad, Javier Duarte, en el helipuerto de dicho plantel educativo, ambos mandatarios, de forma rápida y sin mayor interacción, intercambiaron un apretón de manos y una palmada en la espalda para luego dirigirse al presidium, lugar en el que el mandatario estatal estuvo a tres lugares de distancia del presidente de México.

Cabe destacar, que como ocurre en diferentes eventos de esta índole, Duarte no estuvo contemplado en el programa, y así, sin intervención, discursos e interacción, Duarte se dedicó a simplemente ser espectador.

En cada uno de los estados, cuando el presiente realiza una gira por la entidad, el gobernador anfitrión da la bienvenida, lo acompaña en todo momento durante su estancia y lo despide, despedida que hoy no sucedió.

No hubo fotos, comentarios, complicidad ni cercanía...tal parecía que la frase "los parientes y el sol, entre más lejos mejor", aplicacó de forma perfecta, ya que la gira concluyó marcada por el distanciamiento entre ambos mandatarios.

Modificado por última vez en Jueves, 11 Agosto 2016 20:37

Deja un comentario