Aseguran que el PRD sigue adelante y restaurándose

Podrían sumar a otras organizaciones, pero niegan ceder su registro al movimiento denominado Futuro 21 

Treinta años después de la fundación  del PRD, algunas versiones señalan que mutará a Futuro 21 para conformar, a partir de diciembre próximo, un nuevo partido político nacional, que sea una verdadera oposición al régimen actual y que pueda competir en las elecciones intermedias de 2021, lo cual ya ha sido rechazado por la dirigencia provisional del partido, que recién ha desarrolado un proceso de afiliación de militantes.

De acuerdo con Gabriel Quadri, excandidato presidencial de Nueva Alianza, se trata de aprovechar el registro del sol azteca para que una gran coalición de fuerzas progresistas construyan una opción liberal, social-demócrata que haga frente a la “regresión populista que está viviendo México”.

El excandidato destacó que Futuro 21 pretende hacer alianzas con el PAN, Movimiento Ciudadano e incluso con Felipe Calderón y Margarita Zavala, pase lo que pase con el partido que están intentando fundar, con el fin de tener pluralidad y llenar el vacío que actualmente existe en el espectro político mexicano, que demanda una fuerza liberal, moderna y progresista.

Por su parte, la dirigencia perredista se está dando a la tarea de precisar que:

1. Futuro 21 es una plataforma que impulsa la dirección nacional del PRD en conjunto con cinco organizaciones que solicitaron registro de partido y que no lo lograrán. Es una iniciativa para ampliar el acercamiento de grupos y personalidades con la intención de crear una organización superior. Se discute, y aún no hay ninguna decisión,  sobre la conveniencia de construir un Frente político que respete la identidad de cada una de las organizaciones que lo integren. 

2. El sábado 24 de agosto se realizó la primera asamblea nacional de Futuro 21 y concitó la participación de más de treinta organizaciones civiles además de las seis que convocaron como Futuro 21: PRD, cambiemos, Vamos, Une, Vamos Juntos y Une Puebla.

3. Aunque algunas notas de prensa destacan que el PRD cederá su registro a Futuro 21 el próximo diciembre, y que harán una alianza electoral con el PAN, MC, Calderón y Margarita Zavala, para ganar las elecciones del 2021. Nada de esas declaraciones es cierto. 

4. En la asamblea también participaron personalidades conocidas en el medio político que despertaron opiniones diversas, la más destacada fue la del Dr. José Narro Robles, expriista. 

5. En la asamblea se leyó una declaración política programática en la que se enuncian los temas que podrían atraer a otros grupos e individuos para continuar con la construcción del proyecto político superior.

6. El PRD realizará su Congreso Nacional la próxima semana y tratarán dos temas de reforma estatutaria: a) el relativo a la estructura y método de toma de acuerdos de la dirección nacional: se decidirá si se continúa con el método colegiado y acuerdos por consensos, o se regresa al sistema presidencialista y acuerdos de mayoría. Y b) si se acepta la integración de dirigentes externos como congresistas nacionales, en qué proporción y con qué método. Todos los nuevos se deberán integrarse al PRD y aportar al fortalecimiento del partido en términos cuantitativos y cualitativos.

7. No está en la agenda del Congreso nacional del 31 de agosto y 1 de septiembre, ni el tema del registro, ni el cambio de nombre, ni la política de alianzas. 

8. La política de alianzas para el 2021 la acordará el perredismo en sus respectivos y máximos órganos de decisión. Al respecto se ha puesto en la mesa, y va ganando consenso, que el PRD impulse un tercer polo de centro izquierda y que en las elecciones a diputados federales participe como PRD y en las entidades los órganos de dirección estatales definan las alianzas, y las avale la dirección nacional, cuando esto permita avanzar con buenos resultados locales.

9. Los símbolos de identidad del PRD, es un tema que se ha planteado, y el acuerdo de la dirección nacional es que deben realizarse tres estudios de opinión que indiquen cuál es el mejor camino para recuperar la credibilidad de una posición de centro izquierda, cual debe ser su oferta política y la estrategia de comunicación. Si los estudios indican que el PRD debe cambiar símbolos, la decisión la tomará la máxima autoridad del partido que es el Congreso Nacional. Un primer estudio realizado en Mayo indica que el PRD no debe cambiar sus siglas, pero si debe renovarse con cambios de fondo.

10. A los dirigentes y militantes  piden tener la plena confianza que no se tomará ninguna decisión sin tener su acuerdo. Se trabajará por el fortalecimiento del PRD y no habrá centralazos. La apuesta es por recuperar el prestigio de una posición de centro izquierda, y las simpatías de la ciudadanía para recuperse como opción de gobierno democrático.

Modificado por última vez en Martes, 27 Agosto 2019 06:48

Deja un comentario