Se arroja mujer hacia unidad de transporte colectivo de pasajeros
Imagen ilustrativa.
  • Hidalgo
  • Posted
  • Visto 4964 veces

Se arroja mujer hacia unidad de transporte colectivo de pasajeros

Tulancingo de Bravo, Hidalgo.- Una mujer de 38 años de edad se arrojó al paso de una unidad de transporte colectivo de pasajeros, de acuerdo al testimonio de personas que se encontraban en el lugar de los hechos, sobre bulevar Emiliano Zapata, la mañana, de este lunes 25 de mayo.

Elementos de la policía municipal acudieron al sitio, donde encontraron sobre la vía terrestre a una mujer que fue identificada por las iniciales de su nombre, A.V.H., habitante de la comunidad de Magueyes Verdes, correspondiente al municipio de Metepec.

De inmediato, se solicitó el apoyo de paramédicos de la Cruz Roja Tulancingo para verificar el estado de salud de la mujer, así como integridad física.

Los paramédicos confirmaron que la mujer presentaba abrasiones en la frente, la mano derecha, así como en el codo izquierda, que aunque no ponían en riesgo su vida, hacía necesario que recibiera atención médica más completa, para descartar cualquier riesgo a su integridad física.

Sin embargo, la lesionada se negó a ser trasladada para recibir la atención médica especializada, por lo que los elementos de la policía municipal decidieron trasladarla a las instalaciones del cuartel general de la corporación, tanto para salvaguardar su integridad, como para buscar hacer contacto con sus familiares.

Algunos de los testigos en la zona señalaron que la mujer había intentado momentos antes arrojarse al paso de los vehículos, pero los automovilistas lograron evitar el atropellamiento.

La unidad de transporte público de pasajeros registró abolladura en su carrocería, y el responsable de dicho vehículo colaboró con su testimonio de lo ocurrido ofrecido a los oficiales policiacos que acudieron a atender el reporte.

La vía terrestre, una de las principales de acceso a la ciudad de Tulancingo, quedó liberada poco después de media hora de haberse registrado los hechos.

Por Daniel Martínez Martínez

Deja un comentario