Oscar Glenn Oscar Glenn

#Opinión | La prioridad del Agua

#OpiniónYAnálisis por #OscarGlenn

La escasez de agua en el Estado de México y sus municipios, exigen que tanto para el gobierno estatal como el federal sea prioridad y se dispongan a invertir en ello todos los recursos necesarios para desarrollar infraestructura hídrica e implementar programas sociales sobre esta causa; antes incluso de cualquier otra obra o programa “emblemático”, si fuera necesario.


Según ha señalado el Instituto Mexicano para la Competitividad, la reconocida Crisis Hídrica afecta el 61.5% del territorio nacional, 1,613 municipios registraron sequías severas, extremas y excepcionales; mientras en el Edomex, las manifestaciones de ciudadanos de diferentes municipios exigiendo abasto de líquido, se van multiplicando ante la reducción del suministro de agua proveniente del Cutzamala que muestra niveles angustiosamente bajos.


Conversé sobre esto con el Vocal Ejecutivo de la Comisión de Agua del Estado de México, Armando Alonso Beltrán quien explicó que estamos ante una situación que, si bien es parte de un problema mundial, en el Estado de México no se había visto y se conjuga con un mal manejo del agua que por muchos años ha aplicado un modelo que no es sostenible.


Ante esta crisis hídrica que se reconoce, se está trabajando ya en el diseño de un modelo sostenible que permitirá al estado tener condiciones de seguridad hídrica, pues no se puede seguir dependiendo como hoy al 98% de las lluvias, cada vez se tiene que perforar pozos a mayor profundidad; no hay eficiencia en el tratamiento del agua, no se puede lograr intercambio de agua con la industria ni para riego agrícola porque no hay volúmenes suficientes para ello.


Las soluciones ahora visualizadas para lograr seguridad de la disponibilidad incluyen un proyecto que tiene como primer meta para el 2025 el reúso 25% del agua del estado, que sirva para riego, para contacto humano e inclusive uso de agua regenerada para consumo humano, lo cual disminuiría la dependencia de las lluvias.


Asimismo, prevén una política de cuidado de los bosques considerados fabricas de agua, que implica frenar, con apoyo del gobierno federal, la tala clandestina que los ha devastado en todas las regiones del estado, a la par se impulsará de un programa intensivo de reforestación y revegetación para restaurar esas zonas vitales y evitar que se pierdan otras zonas que aún tienen manantiales, como Nicolás Romero.
Me explica el Vocal, que el modelo actual ataca inmediatamente el problema en el corto plazo con el Gobierno Federal y de la CDMX, y al estar la crisis asociada con el problema del cambio climático, se desarrollarán acciones no solo en materia de agua, sino mitigadores de la emisión de gases de efecto invernadero, en lo que el Edomex deberá ser un modelo.


Alerta que el mal manejo de la basura que ha llevado a que se vierta en cañadas, lagos y humedales, lo cual se enfrenta coordinadamente con secretarías de seguridad y medio ambiente, entre otras situaciones. Hay forma de superar la crisis, asegura, aunque las cantidades de agua disponibles nunca serán las mismas y el imperativo es actuar de inmediato y sin regateos. No lo perdamos de vista. Ojalá todos hagamos lo que nos corresponde, desterrando nuestras malas prácticas de inmediato.


Ojalá también se aproveche todo el conocimiento, información y tecnología disponible en las universidades, como Centro Conjunto de Investigación en Química Sustentable UAEM–UNAM o el trabajo desarrollado por especialistas de la UAM.


No está de más revisar el impacto de los programas de pagos por servicios ambientales, los cuales bien podrían rediseñarse y otorgarles mayor potencia en la recuperación de las zonas forestales, la revegetación y preservación de humedales, así como se destinan importantes recursos para otros programas sociales. Ojalá.


Habrá además que observar el adecuado análisis de las propuestas presentadas en respuesta al diagnóstico inquietante del deterioro de nuestro entorno natural, durante el foro desarrollado en Valle de Bravo, denominado Bienestar Ambiental y Acceso Universal al Agua. La coincidencia esperanzadora es que hoy aún tenemos oportunidad de superar la crisis y prevenir situaciones catastróficas. Ojalá.