Prevén restaurantes mexiquenses peor cuesta de enero en años

  • Sector dice que se conjuntarán alzas en costos, pago a trabajadores y el alza en contagios de Covid-19

Aún sin cierre de establecimientos, la cuesta de enero en 2022, será más fuerte que la de 2021 para el sector de alimentos y bebidas, según estimaciones de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) en el Valle de Toluca.

El alza del 22% en el salario mínimo para este año, la inflación mayor al 7% y una posible baja en el consumo de la ciudadanía por prevención frente al alza en contagios de Covid-19, son los factores que de acuerdo con el presidente de la organización, Mauricio Massud, se sumarán al reto de enero.

Dijo que a diferencia de años anteriores, se prevé que los clientes asuman nuevamente una postura más conservadora en materia sanitaria, pero también económica ya que el tema de la inflación y el salario mínimo, necesariamente se verán reflejados al menos en un 3% en los precios del menú.

Consideró así que los negocios del sector, enfrentarán una de las peores cuestas de enero en años, por lo que deberá asumir medidas de sobrevivencia en la primera etapa del año, en espera de que la situación se normalice.

Pese al contexto poco alentador de inicio de 2022, Mauricio Massud, destacó que la industria restaurantera logró cerrar 2021, con ventas de un 85% sobre lo que se registró en 2019, cuando la derrama económica fue de alrededor de 13 mil millones de pesos, lo cual da cuenta de que sí hay recuperación.

Alberto Dzib